LA NUEVA AMENAZA FANTASMA: EL ASTEROIDE 2005 YU55

11_8_11_2Cuando estamos empezando a asimilar la posible amenaza del famoso asteroide Apofis, algunos alertan sobre otro pedrusco potencialmente peligroso para nuestro planeta, quizás con menos romanticismo en el nombre aunque más grande y cuya llegada se anuncia más temprano, en concreto para el 8 de noviembre de 2011, otra fecha a anotar para los catastrofistas.

El asteroide en cuestión, descubierto en diciembre de 2005, permanece en gran medida en el misterio. Porque, hablando de tamaños, ni siquiera esto se sabe a ciencia cierta.  El objeto fue controlado un total de 42 veces entre el 28 de diciembre de 2005 y el 23 de enero de 2006 pero desde entonces ha desaparecido de nuestra vista a causa de su órbita alrededor del sol. La siguiente oportunidad de contemplar al YU55 sucederá en menos de un año, sobre el 19 de abril de 2010, ya que según las estimaciones pasará en algún punto entre la Tierra y la Luna.

2005YU55OrbitCuando regrese el 8 de noviembre del siguiente año, se acercará bastante a la Tierra pero se piensa que no nos causará ningún problema. Pero esas estimaciones están basadas en un período muy corto de observación y para el mejor de los escenarios, aunque no hay que apurarse ya que parece que en el peor de los casos su impacto provocaría un cráter cuatro veces mayor que el famoso de Arizona, lo suficiente para provocar serios daños en una amplia zona pero no acabaría con el planeta.

El problema con este asteroide es que las estimaciones ofrecidas para su tamaño son demasiado alejadas entre la mayor y la menor, y por otra parte, lleva demasiado tiempo fuera de nuestra vista. Casi cuatro años sin avistarle en los que tal vez, -es una posibilidad lejana pero…-, podría haber colisionado con otro objeto más pequeño durante ese lapso de tiempo y haber variado su órbita. ¿Podría llegar a afectarnos?

Sin duda alguno de estos molestos pedruscos acertará en este planeta pero, como diría más o menos aquel el cielo no caerá sobre nuestras cabezas mañana, así que esperemos que sea algún día muy muy lejano….

Fuente: Vorchester