ASTROGNÓSTICA: EL TEATRO DE LOS MISTERIOS

astrog0El tiempo lo es todo.

Mientras repasaba los volúmenes del material que he recopilado sobre: a) el improbable auge de la tecnología/electrónica de la postguerra y b) el origen sumerio del arquetipo de Lucifer, una conferencia de prensa muy extraña se llevó a cabo en Irak, construído sobre las ruinas de Sumer.

Desde su sede en Londres, financiado por Qatar, The New Arab:

El ministro de Transporte iraquí Kazem Finjan ha afirmado que los antiguos sumerios inventaron en Irak el viaje espacial.  
Finjan hizo tan extravagante afirmación durante una rueda de prensa en la provincia sureña de Di Qar.  En su discurso, dijo que la antigua civilización había construido el primer aeropuerto del mundo en el área alrededor del 5.000 aC.  
Finjan llegó a afirmar que el aeropuerto había servido como un centro para la exploración espacial, y que los sumerios descubrieron Plutón falsamente alegando que es del sistema solar “duodécimo planeta” y descubierto por la NASA.

Acosado por la audiencia Finjan trató de respaldar sus afirmaciones sugiriendo a los escépticos estudiar las obras de los expertos sumerios como el profesor ruso Samuel (Noé) Kramer.”

Eso sí, se trata de un ministro de gobierno el que hace estas afirmaciones, y no el administrador local de recogida de basura y control de animales de una ciudad. No me puedo imaginar que Finjan esté hablando en nombre de todo el gobierno aquí, pero imagínense si se tratara de alguien similar en su propio país ….

Ahora, esto en sí mismo no significa nada. Pero en el contexto de Dubai , el saqueo de textos religiosos sumerios y las guerras literalmente sobre sitios arqueológicos vinculados a los Anunaki, significa mucho.

Nuestro Gordon me señaló esta historia y tuvo a bien escribir una entrada.

Los curiosos proyectos arquitectónicos de estos reinos despóticos del Golfo parecen mucho menos extravagantes cuando te das cuenta de que simplemente no hay forma en que estos villanos de dibujos animados suscriban el mismo sistema de creencias de la Edad Oscura que ellos ejercen sobre los ciudadanos descontentos de sus regímenes totalitarios. Apostaría a los clérigos financiados por el gobierno, lanzan las tonterías oficiales tan sólo porque les pagan por ello.

Eso es por lo que yo creo que los medios “forteanos” rara vez hacen honor al nombre de Charles. Como esta pieza de la conferencia de prensa del ministro iraquí de transportes sobre el aeropuerto de 7000 años.

El hecho de que probablemente no haya un puerto espacial de 7.000 años de antigüedad en Irak no es la historia. La historia es que esto es una evidencia real de algún tipo de “sitchinismo” entre las élites de Oriente Medio y es sostenido con la suficiente fuerza para sostener una conferencia de prensa sobre el asunto.

¿“Sitchinismo” entre las élites de Oriente Medio? Claro, ¿por qué no?¿Por qué deberían ser diferentes?

HISTORIA INMUNIZADA

 Me he estado preguntando desde hace algún tiempo, si Ancient Aliens no es algún tipo de programa de inoculación, quiero decir para dirigir la atención de todos lejos de lo que es un gran y creciente cuerpo de evidencia de que la historia no es lo que parece.

Ahora esto no quiere decir que deba creer en la versión de dibujos animados de Ancient Aliens del paleocontacto, sino que significa que la historia antigua necesita una gran reescritura.

Para que no despache esta rueda de prensa del ministro iraquí como una  simple excentricidad por parte de un funcionario extranjero, eche otra mirada a los Estados Unidos y sus luminarias políticas.

 La lucha tácita que se juega en estas elecciones tiene mucho que ver con Irak y Siria y la región en su conjunto. Muchas personas serias están preocupadas de que un gobierno de Clinton correría el riesgo de una guerra con Rusia con el fin de alcanzar los turbios objetivos del programa de Siria, que ya ha costado miles de vidas y ha reducido la mayor parte del paisaje del país a escombros.

Así que no es cosa baladí, tras los recientes correos electrónicos dados a conocer por Wikileaks que demuestran que el jefe de campaña de Clinton, John Podestá, está más profundamente implicado en la exopolitica OVNI de lo que nadie podía haber previsto, como se ve en este intercambio entre él y el fallecido astronauta del Apolo, Edgar Mitchell.

Querido John,

  Según transcurre 2015, entiendo que dejarás la Administración en febrero. Es urgente que acordemos una fecha y hora para reunirnos para discutir la Divulgación y Energia de Punto Cero (ZPE) lo antes posible después de tu salida. Mi colega católico Terri Mansfield también estará allí, para contarnos lo que sabe sobre el conocimiento del Vaticano acerca de la inteligencia extraterrestre. Otro colega está trabajando en un nuevo tratado sobre el Espacio, con la implicación de Rusia y China.  Pero la interferencia extrema de Rusia en Ucrania planteará otra ruta para la paz en el espacio y ZPE en la Tierra.

  Me reuní con la amiga de la infancia de Honolulu del presidente Obama, la embajadora estadounidense Pamela Hamamoto, el 4 de julio en la misión estadounidense en Ginebra, y llegué a explicarle brevemente acerca de la energía del punto cero.
Creo que podemos contar con ella como un confidente y  un recurso en nuestra presentación para el presidente Obama. Agradezco la ayuda de Eryn en el trabajo con Terri para arreglar nuestro encuentro “.

A esto siguió una presunta filtración por un miembro de alto nivel del personal de la NASA, quién negó el contacto extraterrestre pero afirmó que la NASA sabía cosas acerca de los extraterrestres que aterrarían al público:

“¿Quieres un anuncio acerca de los extraterrestres? Aquí está: Ten cuidado con lo que deseas. Si supiérais siquiera una fracción de lo que hacemos, nunca dormiríais otra vez. Te lo prometo.”

Esta cita fue negada más tarde, pero teniendo en cuenta el historial de negaciones de la NASA, para muchos sólo confirmó la afirmación original.

LOS OJOS NOCTURNOS DJED

Pero, ¿cómo conecta esto con los temas que había estado luchando desde principios de año? Bueno, tomemos a Banebdjedet. Banebdjedet apareció durante mi investigación de Tecnologías de Lucifer en relación con el carnero de Mendes(Bajo Egipto) y Baphomet, que más recientemente miramos en relación al Templo Satánico. Pero había un significado más profundo aquí:

“Como Osiris era el antiguo señor egipcio de los muertos, su “Ba” era adorado por derecho propio en el antiguo Egipto (en especial en la ciudad de Djedet en el delta) y el nombre Banebdjed (a veces la forma femenina Banebdjedet también fue utilizado mientras absorbía la posición de su consorte Hatmehyt en algún momento). Este nombre se traduce como “el ba (esencia o potencia) del señor del Djed” y se refiere a la noción de que el pilar Djed (que representa la estabilidad) se cree que es la columna vertebral de Osiris.
astrog1
Muchos investigadores alternativos han comentado la similitud entre los antiguos pilares DJED y los modernos aislantes eléctricos. Esta conexión es especialmente interesante dado el hecho de que  absolutamente nadie puede explicar la iconografía del Djed, su significado ni su origen. De los aislantes, por otro lado, es evidente que sabemos mucho:

“Los aislantes se utilizan en aparatos eléctricos para apoyar y separar  conductores eléctricos sin permitir corriente a través de ellos … el término aislante también se utiliza más específicamente para referirse a los soportes aislantes utilizados para fijar las líneas de distribución o transmisión de energía eléctrica para postes y torres de servicios públicos. Ellos soportan el peso de los cables en suspensión sin permitir que la corriente fluya a través de la torre a tierra.”

Y, por supuesto, una de las representaciones más célebres, -y la más controvertida-,  el pilar Djed viene en este famoso friso del templo de Hathor en Dendera, que para la mayoría de la gente razonable es una representación estilizada de una sencilla luz eléctrica, de pilas.

De nuevo, para la mayoría de gente razonable. Hay toda clase de irracional discusión sobre ello.

VAMOS…

Ahora considere la totalidad de los logros de los antiguos egipcios, la mampostería avanzada y la arquitectura (sobre muchos de los cuales nosotros todavía nos rascamos la cabeza), los métodos simples y eficaces de refrigeración y aire acondicionado  (por no hablar de la ingeniería hidráulica y de la avanzada medicina natural) que desarrollaron, su complejo sistema de escritura y todo tipo de otras innovaciones que no sueles escuchar.

¿De veras debemos creer que no podrían construir una simple luz eléctrica?

Estamos todavía tratando de averiguar cómo fueron construídas las pirámides, y algunas teorías interesantes han sido presentadas por ingenieros contemporáneos, como geopolímeros y rampas internas. Si alguno de ellos es cierto, entonces, por definición, los egipcios utilizaron la tecnología de la era espacial para construir las pirámides.  

¿Cómo es eso?

Bueno, si hasta ahora no podemos explicar cómo fueron construidas, eso quiere decir que no llegamos a su nivel de conocimiento en ingeniería hasta esta época (al menos cuando se trata de este tipo de proyectos), siendo esta era más o menos la “era espacial”. Y a decir verdad, el jurado todavía está lejos de esas teorías también.

Así que dime otra vez cómo los egipcios no podían haber dominado el arte de una simple luz eléctrica.

Los historiadores ortodoxos no pueden tener las dos cosas. Ellos no pueden pretender que los egipcios fueran capaces de hazañas de ingeniería sorprendentes, extraordinarias, por un lado, pero por otro les despachan como palurdos supersticiosos por el otro.

Las baterías eran conocidas en ese tiempo, han sido halladas, ¿es tan difícil de imaginar una sencilla linterna? Incluso hay algunas pruebas de que los egipcios estaban trabajando con la electricidad de una manera organizada, a pesar de ser controvertido. No necesitas implicar a los extraterrestres en absoluto.

 Y no te olvides que hemos perdido una enorme cantidad de información  de esa época, cuando la información se centralizaba en las manos de unos pocos privilegiados. Arde una biblioteca o dos y todo un mundo de tecnología se ha perdido para siempre.
astrog2
Hay un texto “desacreditador” involuntariamente hilarante sobre las teorías de la bombilla de Dendera que ha estado flotando por ahí desde los días de USENET, en el que el autor no sólo muestra un total desconocimiento del significado real del simbolismo sagrado egipcio, sino en realidad un desprecio por el mismo:

“El óvalo que contiene la serpiente es, de acuerdo con algunos autores, una bombilla y la serpiente un filamento de luz. Aparte del hecho de que las serpientes en Egipto nunca representaron “luz” (y que yo sepa no hay serpientes de iluminación) el óvalo tenía en Egipto un significado definido:  era un símbolo del cielo de la mañana, en el antiguo Egipto ¡”Duat”!

La serpiente representa, como en muchas otras imágenes, el dios del sol de la mañana, Harsomtus. Pero ¿por qué, dicen los escépticos, si una  serpiente  es un símbolo del sol de la mañana? Bastante sencillo. Los egipcios notaron que las serpientes mudan su piel y se creía que la renovaban cada vez. Casi como el sol de la mañana, que viene cada mañana renovado. Y el sol se mueve como la serpiente sin órganos exteriores visibles.

Especialmente en la época grreco-romana desde 300 AC en Harsomtus siempre se representa como serpiente. Por lo tanto Harsomtus aparece en Dendera en todos los casos como el sol recién nacido, y no como un filamento. Estaría ampliamente fuera del contexto.”

Vale, estoy atónito aquí. Está tratando de desacreditar la serpiente como un MALDITO FILAMENTO DE LUZ afirmando que es un símbolo del sol de la mañana.

Quiero decir, ¿por dónde empezar?

El autor luego traduce el texto del friso, que está llena de simbolismo de las corrientes y la luz, EXACTAMENTE LO QUE CABRÍA ESPERAR, DE UNA CULTURA SIMBÓLICAMENTE ORIENTADA, QUE ESCRIBIERA SOBRE UNA LUZ ELÉCTRICA:

“Resomtus está vivo con brillo en el cielo (y) vive en el día de la celebración del Año Nuevo. Se ilumina en su casa en la noche del niño en su nido, con la donación de la luz para el país de los ladrillos de nacimiento. El cielo es jubiloso, la tierra está feliz y Dios está contento, cuando aparece en su cámara en su barcaza procesional en su bella celebración del Año Nuevo.  

El Dios con su disco ha venido a verlo. Nehebkau le da su reputación y la diosa con su disco, con el cuerpo santo, lo rejuvenece en su santuario.

Harsomtus: Palabras que hablan de Harsomtus, el gran dios que se aloja en Dendera. Oro, altura: 4 manos. . Hecho del metal de la barcaza día, la flor de loto de oro
Harsomtus: Palabras que hablan de Harsomtus, el gran Dios, que se aloja en Dendera, de pluma multicolor que está en el Serech. Oro. Altura: 1 codo.
Ven en paz, siervo de su Señor, como los sacerdotes CHW Djeser se subordinan.”

Luego el autor trata de desacreditar la teoría de la bombilla señalando que la lámpara está hecha de oro (un metal altamente conductivo).

“Ellos dan descripciones detalladas de sus extensiones e incluso del material utilizado. Una bombilla hecha de oro . así, mucha luz no brillaría a su través…”
astrog3
No, no lo haría. Excepto si estás HABLANDO DEL BULBO DEL LOTO, que actúa como la base de la bombilla.

Escribí sobre esto en un post anterior, hace seis años , y todavía estoy sorprendido que haya  controversia sobre él ( la luz de Dendera era un distintivo en la fundamentalista “desacreditación” de Ancient Aliens).

Es una representación claramente evidente de una simple iluminación eléctrica con el pilar Djed actuando como conductor. Y cada fragmento de texto escrito sobre él se ocupa de la luz y del curso del recorrido de la luz, es decir, la corriente eléctrica.

“¿El generador? Ahora eso es sólo una caja sobre la que se asienta Horus, el apoyo que forma no es  una bombilla.

Ya sabes, Horus, el dios de la. ..umm …la luz.

¿Y es cable conectado al no-generador? Esa es la barcaza solar que viaja a través del cielo.

¿Quién podría interpretarlo como un cable eléctrico,  a través del cual la energía  se desplaza  a una instalación de luz eléctrica?

El Sol, la luz, una locura. No hay relación alguna. ¿Quién cree este chisme? Especialmente cuando lo encuentras todo en una cámara bajo tierra.

No importa el hecho de que la flor de loto, Horus y el camino de la barcaza  fueran todos símbolos de la luz.”

En cuanto a los textos mismos, Plutarco lo dijo mejor que nadie  cuando comentó sobre la decoración de los templos egipcios:   “Por tanto, también los egipcios colocam esfinges delante de sus templos para indicar que el discurso sobre Dios es enigmático y oscuro.”

Enigmático y oscuro.” Justo.

Fue a partir de esta tradición que obtuvimos la Alquimía, en sí misma nadando en enigma y misterio, para confundir y frustrar a los no iniciados.  Este lenguaje era sobre el control de la tecnología. Lo que significa que era sobre energía.

“La alquimia nació en el antiguo Egipto, donde se utilizó la palabra Khem en referencia a la fertilidad de las llanuras anegadas de todo el Nilo. Las creencias egipcias en la vida después de la muerte, y los procedimientos de momificación que desarrollaron, probablemente dieron origen a rudimentarios conocimientos químicos y el objetivo de la inmortalidad.”

Manly P. Hall escribió acerca de la naturaleza simbólica de la literatura alquímica en Las Enseñanzas Secretas de Todas las Épocas:

Los primeros alquimistas que conocemos utilizaban símbolos de una fecha muy temprana. [En] muchos casos, los símbolos han sido aceptados como imágenes literales, y esto ha dado lugar a una mayor confusión. Sabemos, por ejemplo, que en la antigua alquimia la Gran Retorta en la que se hacían todos los experimentos era el mismo sistema solar, visto como un globo, dentro del cual todas químicas y alquimias de la existencia estaban teniendo lugar.
Sabemos por nuestra propia investigaciones en tiempos más recientes que los antiguos creían sin duda que este mundo en el que vivimos es un gran teatro de los misterios, de los cuales nunca se han resuelto los principales secretos; que, en realidad, el mundo es algo completamente extraño, que contiene dentro de sí todo lo necesario para la infinita perpetuación de sí mismo.”

Este teatro ya no se limita al taller del alquimista por más tiempo. Se está ejecutando por todos lados. Sólo necesitas aprender las lenguas en las que se está hablando.

Sin embargo, el proceso de embrutecimiento ha hecho que tan sólo las interpretaciones más literales y simples, – oh, no sé, todo-, lo hagan a través de la estática. Mirando debajo de la superficie de las cosas es visto como algo grosero más, quizá vagamente ofensivo.

Así es como obtenemos Bill Nye por un lado, y Ancient Aliens en el otro.

¿Cui bono?* Ni tú ni yo, eso es seguro.

Pero cuando la gente en la parte superior del sistema político está rebotando mensajes de correo electrónico acerca de ETs y guerra espacial es posible que desees aprender a analizar más allá de las señales que no son tan explícitas.

Las cosas que una vez fueron teorías de la conspiración ahora aparecen a diario en los titulares. Así que es un buen momento para averiguar lo que se dice acerca de lo que vendrá después.

The Secret Sun                              CHRISTOPHER LORING KNOWLES

*[La expresión Cui bono, también utilizada como Cui prodest (¿Quién se beneficia?), es una locución latina, que hace referencia a lo esclarecedor que puede resultar en muchos casos, a la hora de determinar la autoría de un acto que permanece desconocida (por ejemplo, en un delito), el preguntarse por, y llegar a determinar, quiénes se habrían de beneficiar con sus resultados. Es considerado un principio del Derecho Romano]

Anuncios

ALGUNOS TERRORÍFICOS DIOSES EGIPCIOS POCO CONOCIDOS

egi1Dioses egipcios menos conocidos que eran absolutamente aterradores

La mitología egipcia está llena de dioses. Algunos han sido muy populares en la cultura pop y el imaginario público: Ra, Apofis, Anubis, Isis, Bastet, Osiris… Otros son más desconocidos. Sin embargo, no por eso eran menos terroríficos. Ahí van 10 dioses egipcios de los que tal vez no hayas oído hablar pero cuya historia es fascinante.

1. Mafdet

egi2Mafdet era una diosa, generalmente representada como un gato, que protegía de los animales venenosos como las serpientes y los escorpiones. Representaba también la justicia y las ejecuciones. Cuando no aparecía representada como un gato, era una mujer con cabeza de gato.

La figura de Mafdet estaba ligada directamente a las ejecuciones, por lo que si veías su iconografía probablemente no era porque te iba a salvar de un mordisco de una serpiente venenosa. Otra de sus representaciones era la de un gato subiéndose a un verdugo. Si tenías la mala suerte de ser un enemigo del Faraón, podías ser decapitado en tu otra vida con las “garras de Mafdet”.

Mafdet era también la diosa que surgió al darse cuenta los egipcios que los gatos entregaban animales muertos a los pies de sus amos. Según su razonamiento, esto era porque había una diosa-gato que hacía algo parecido. Por supuesto, Mafdet no depositaba animales muertos al pie del Faraón, sino los corazones de sus enemigos. Un felino muy amigable.

2. Ammyt

egi3“Ammyt (o Ammit), el Devorador de los Muertos” era una de las diosas egipcias que no te querrías encontrar en el más allá. Para ser exactos, no era tan adorada como temida. Ammyt era un demonio compuesto en partes por los depredadores de hombres en el Antiguo Egipto: león, hipopótamo y cocodrilo. Cabeza de cocodrilo, parte superior del cuerpo de león, e inferior de hipopótamo.

egi4En la mitología egipcia, para ganar acceso al inframundo había que extirpar algunos órganos y depositarlos en vasijas. Una vez morías, el dios funerario Anubis pesaba tu corazón respecto a las plumas de la diosa Maat, símbolo de la justicia y la verdad. Si el corazón pesaba más que las plumas, este era “impuro”, y Ammyt se lo comería. Si eso sucedía, acabarías el resto de tus días vagando como un espíritu sin descanso.

3. Shesmu

Shesmu era un dios de la ejecución, la sangre y el vino. ¿Vino? Sí, vino. Shesmu era conocido por cortar la cabeza de los enemigos y pecadores para ponerla en una especie de prensa de uvas y obtener así un líquido que se acababa bebiendo. Servía el “zumo de cabeza” a los muertos como acto de bienvenida al más allá.

4. Babi

Foto: AP /Amy Sancetta
Foto: AP /Amy Sancetta

La deidad Babi estaba dedicada a los monos babuinos y tenía dos características distintivas: un enorme falo, que utilizaba como mástil de un barco que transportaba almas, y una tendencia a alimentarse de las entrañas de personas. Es otro de los dioses egipcios relacionado con el inframundo.

Otra de sus características era la fertilidad, era un babuino-alfa en toda regla, con una erección casi eterna. Por este motivo, los egipcios también invocaban su nombre si querían tener una buena vida sexual en el más allá. Pero lo hacían con cuidado y respeto: podía comer sus entrañas.

5. Ahti

Era una diosa con cabeza de avispa y cuerpo de hipopótamo. No ha sobrevivido mucha información ni iconografía de esta deidad, salvo que era una de las diosas más vengativas del Antiguo Egipto.

6. Satet

Satet era la diosa de las inundaciones del río Nilo. Era representada principalmente de dos formas: como una diosa de la fertilidad ofreciendo jarrones de agua fresca, pero también con arcos y flechas. Además de la fertilidad, su otro dominio era el mundo de la caza y la guerra. Era la guardiana de la frontera Sur de Egipto y disparaba flechas a cualquier enemigo del Faraón.

7. Menhit

Foto: Menhit a la izquierda del dios Khnum (a la derecha), en la pared exterior del templo de Esna, en Egipto. Steve F-E-Cameron (Merlin-UK)/Wikimedia Commons/CC BY-SA 3.0
Foto: Menhit a la izquierda del dios Khnum (a la derecha), en la pared exterior del templo de Esna, en Egipto. Steve F-E-Cameron (Merlin-UK)/Wikimedia Commons/CC BY-SA 3.0

Otra diosa-gato, Menhit era una deidad de la guerra, con tendencias a la agresión y a los asesinatos. Ya se sabe, los dioses egipcios con cabeza de león son bastante peligrosos. Solía representarse como la mujer de otros dioses de la guerra, como Menthu y Anhur, lo que les hacía una pareja a la que era mejor evitar. Su nombre podía significar “la degolladora”, “la que sacrifica” o “la que masacra”.

8. Maahes

Hijo de los conocidos dioses Ra y Bast, Maahes era un dios asociado con el tiempo y la guerra. Estaba relacionado también con las flores de loto y los cuchillos, que aparecen en su iconografía. Se le representaba como un hombre con cabeza de león. Acompañaba en una barca su padre Ra y luchaba contra la serpiente Apofis cada noche.

9. Pakhet

Representado como un león o un caracal (un felino carnívoro), Pakhet era una diosa asociada a la caza y pasaba sus noches deambulando por el desierto en busca de presas. Teniendo en cuenta el significado de su nombre, algo así como “cazadora nocturna con vista aguzada y garras afinadas”, era mejor no cruzarse en su camino. Su vida nocturna también le valió una asociación con las tormentas del desierto.

10. Am-heh

El inframundo egipcio era algo realmente aterrador. Además de Ammyt y Babi, también te podías encontrar con Am-heh. Representado como un hombre con cabeza de perro cazador, este dios completaba su iconografía del terror viviendo en un lago de fuego. ¿El significado de su nombre? “Devorador de millones”. Y solo Atum, padre de los dioses, podía controlarlo. Nadie más era capaz de detenerlo antes de que decidiera comerte.

Foto apertura: Lukiyanova Natalia / frenta – Shutterstock

KATHERINE TRENDACOSTA  y Fuente original aquí

LAS PIEDRAS DESLIZANTES DE EGIPTO

Más allá de cualquier sombra de duda, de los muchos y variados logros arquitectónicos de la raza humana, las pirámides de Egipto deben seguramente situarse en la cima de la lista de los que provocan sobrecogimiento y asombro. Y también un asunto de controversia y debate desaforados.
La egiptología tradicional sugiere que las pirámides fueron construidas durante lo que hoy se denomina el Reino Antiguo y el Medio de Egipto. Esto es alrededor del tercer milenio antes de Cristo aproximadamente en 1650 a. C. La razón para su construcción: casi seguro para servir como tumbas para los faraones. La convención también nos dice que las pirámides fueron contruidas por pura fuerza bruta, el poder del hombre y la tecnología con los pies en la tierra. ¿Pero fue realmente así?

Cierto Abu al Hasan Ali al Masudi, también conocido como el Herodoto de los árabes, fue un prolífico escritor del siglo X nacido en Bagdad en el 896 d. C., que preparó fiel y cuidadosamente una inmensa serie de textos de 30 volúmenes que narraban la historia del mundo, basada en sus propios extensos viajes a lejanas, enormes y exóticas tierras. Decir que al Masudi era un fanático de los viajes es quedarse muy corto. Sus admirables y entregadas caminatas le llevaron a variadas partes del globo como India, Africa Oriental, Egipto, Siria y Armenia. 
 
También era un hábil marinero que cruzó el Mediterráneo, el mar Caspio, el Mar Rojo y el Océano Indico. Y sería durante sus muchas salidas a tales lugares donde recogería muchos cuentos, historias y leyendas que compondrían el susodicho e inestimable trabajo multivolumen. Su título conjunto traducido sería El Prado de Oro y Minas de Gemas. Pero de todos los fascinantes informes que al Masudi acumuló durante el curso de sus numerosas andanzas, una parte sobresale como particularmente esclarecedora.

Dentro de las páginas de sus escritos, que fueron completados en 947, -nueve años antes de su muerte a la edad de 60 años-, al Masudi observó que en muchas antiguas leyendas árabes existía una intrigante historia que sugería que la creación de las pirámides de Egipto no tenía absolutamente nada que ver con las tecnologías convencionales de la época. Es más, al Masudi documentó, de forma seductora, que las tradiciones populares seculares que había recogido durante sus exploraciones sugerían fuertemente que las pirámides fueron realizadas por lo que hoy nosotros deberíamos referir como alguna forma de levitación.
 
La increíble historia que al Masudi reveló fue como sigue: cuando construyeron las pirámides, sus creadores colocaron cuidadosamente lo que se describió como un papiro mágico bajo las inmensas piedras que se usaban en el proceso de construcción. Luego, una por una, las piedras eran golpeadas con lo que de forma curiosa y enigmática, se describió simplemente como una vara de metal. ¡Y quién lo diría!, las piedras lentamente comenzaban a elevarse en el aire y, -como obedientes soldados siguiendo órdenes sin rechistar-, avanzaban en una lenta y metódica fila de a uno unos cuantos metros sobre el pavimento del camino, escoltadas a ambos lados por las misteriosas varillas de metal.
 
Al Masudi escribió que las gigantescas piedras se movían hacia adelante aproximadamente unos 45 metros, con sólo un suave toque del poseedor de la misteriosa vara, para asegurarse su permanencia en el aire y antes de que para terminar, muy suavemente, se depositaran en el suelo.

En ese instante, el proceso debidamente repetido. Las piedras eran golpeadas una vez más, se elevaban de la superficie y de nuevo viajaban en la dirección deseada, por otros 45 metros o más. Y así continuaba el repetitivo ejercicio, una y otra vez, hasta que todas las piedras por fin alcanzaban su definitivo destino. Luego, en otra más compleja proeza, las piedras eran golpeadas otra vez más, pero en esta ocasión de un modo que les provocaba flotar más alto en el aire. Y cuando alcanzaban el punto deseado, se colocaban cuidadosamente, -y con increíble facilidad,- en su lugar, una por una, a mano sin más, hasta que la enorme pirámide en cuestión era completada del todo.
 
Tal escenario parece manifiestamente asombroso. Casi seguro que muchos podrán sonreír con estas aseveraciones. Otros podrán desechar todo como los desvaríos de un loco, o nada más que una leyenda distorsionada y un extravagante folklore. Pero quizás, los viejos cuentos dice nada menos que una fantástica verdad sobre las increíbles pero ahora largo tiempo perdidas tecnologías de los antiguos….

NICK REDFERN

EL DISCO DEL PRÍNCIPE SABU

Rescatamos hoy de la primera planta del Museo Egipcio de El Cairo una pieza que se halla en una vitrina solitaria, quizás porque los sucesivos conservadores del museo no han sabido donde ubicarla entre el gran catálogo de objetos recuperados de las ruinas egipcias en las excavaciones arqueológicas del siglo pasado. Se trata de la rueda o disco del príncipe Sabu.

Nos remontamos hasta su descubrimiento, allá por el año 1936 en la región de Sakkara, más exactamente en el Templo de Zóser. Allí dirigía Brian Walter Emery una de las muchas excavaciones arqueológicas que se realizaban en Egipto cuando dio con la tumba del Príncipe Sabu (nº 3111), entre los muchos utensilios encontrados en la tumba, uno en concreto llamó la atención de Emery, se trataba de un objeto circular de 61 centímetros de diámetro y 10.6 centímetros de altura en la zona central, fabricado con suma delicadeza en un tipo de piedra llamada esquisto, que según parece requiere de un tallado muy trabajoso.

El objeto tenía forma de plato o volante cóncavo, con tres palas curvadas hacia el interior que recuerdan a una hélice de barco, con un orificio en el centro que se asemeja al de las poleas de o las ruedas, y que se puede presuponer como receptor de algún eje.

Apuntamos que el Príncipe Sabu fue hijo del Faraón Adjuib, correspondiente a la I Dinastía que reinó en Egipto aproximadamente sobre el 3000 A.C. y que junto al enigmático disco del que hablamos, también fueron encontradas varias piezas de cobre en su ajuar fúnebre, lo que indican el gusto refinado y exigente  del príncipe ya que el cobre hacía varios siglos que se trataba en Egipto, pero su uso todavía estaba restringido a los personajes más poderosos.

La cuestión es que, como dijo Walter Emery haciendo mención al disco “…no se ha conseguido ninguna explicación satisfactoria sobre el curioso diseño de este objeto”.

Y así seguimos setenta y pico años después. Ahora viene la ronda de explicaciones y especulaciones sobre el posible uso o motivo por el que fue creado el disco. En realidad, aunque en la mayoría de webs o blogs que tratan el tema, el disco se cataloga como oopart, éste no cumple con los requisitos básicos para formar parte de tan elitista lista. (Salió un pareado).

Está fabricado con un material corriente en la época y, pese a su curiosa forma, su desarrollo no requiere de una tecnología futurista ni tiene una perfección que vaya más allá de la de las habilidosas manos que lo tallaron, de modo que su extrañeza para catalogarlo como un “objeto fuera de su tiempo” se basa simplemente en su forma y en nuestra incapacidad para encajarlo dentro de un uso lógico o conocido en la época en que fue construido.

La rueda llegó a Egipto tras la invasión de los Hicsos al final del Imperio Medio, en el 1640 a.C. con lo que especular o nombrar a este objeto como rueda no tiene mucho sentido, en primer lugar, por pura lógica, ya que se presupone que el conocimiento o la invención de algo tan revolucionario y útil como la rueda hubiese conllevado su uso a diestro y siniestro en una cultura tan aficionada a la construcción como la egipcia, y está demostrado que no fue así hasta la mencionada llegada de los hicsos y sus carros de combate. Por otro lado, construir una rueda en un material tan delicado como el esquisto se antoja poco útil para las utilidades que podemos imaginar para la rueda.

La siguiente hipótesis que se ha barajado es su uso como hélice que induce a pensar en la utilización del objeto en un medio líquido. Desde mi ignorancia  (y estaré encantado de que alguien me corrija), la similitud de este disco con una hélice va poco más allá de la coincidencia de tener tres palas, pero por muchas vueltas que le dé, no imagino como éste diseño puede tener capacidad alguna para impulsar o propulsar líquido o elemento alguno, otra cosa sería utilizar su rotación para mezclar, remover o incluso trillar,  cuyo diseño es posible que fuese más acertado. Viendo como son los impulsores actuales, como que no le veo el parecido, pese a ello, encontré un foro donde un usuario había reconstruido el disco en fibra de vidrio y aseguraba que realmente si que valía para esa función de modo que le daré el beneficio de la duda.

Sobre este asunto se hace mención en distintos lugares a objetos similares diseñados en la década de 1970:

“Los ingenieros de Lockheed Missile & Space Company diseñaron un objeto muy similar a este disco durante la década de 1.970, utilizable para ahorrar energía en trenes de transporte o almacenar ésta en vehículos a propulsión eléctrica.

Otros ingenieros de la Airesearch Manufacturing Company continuaron estos estudios desarrollando un modelo que debía estar encerrado en el interior de una carcasa llena de lubricante. ”

Con estas notas no sé muy bien si es que los señores de estas empresas tras sus vacaciones en Egipto se inspiraron en la pieza para construir sus máquinas o que los egipcios las usaban para los mismos menesteres hace 5000 años.

Yo hace unos años compré un ventilador de pie cuya base también me recuerda muchísimo a este objeto. ¿Significa quizás que los egipcios utilizaban ventiladores de pie hace 5000 años?

“El también egiptólogo Cyril Aldred llegó a la conclusión de que, independientemente de lo que fuese aquel objeto, su diseño se correspondía sin duda, a una reproducción de un objeto metálico anterior mucho más antiguo.”

Otra perla…

Terminando, se baraja también la posibilidad de que el Disco de Sabu sea tan solo una pieza de una maquinaria más grande y compleja, esto por supuesto es de lo más posible, aunque flaco favor le hicieron al príncipe al no introducir en su ajuar fúnebre el resto de las piezas, sabiendo que esa práctica era para que el difunto gozara de esos objetos en el más allá.

Otros muchos tan solo ven en el Disco una bandeja de diseño o el pie para un candelabro o antorcha, una lámpara de aceite para múltiples mechas, una tapa o un difusor de esencias.

En fin, que pasados más de setenta años desde su descubrimiento seguimos igual que al principio y la frase de su descubridor se puede volver a pronunciar sin cambiar ni una sola letra: “…no se ha conseguido ninguna explicación satisfactoria sobre el curioso diseño de este objeto”.

Tejiendoelmundo

 

ZEP TEPI, EL TIEMPO PRIMERO

EL TIEMPO PRIMERO

LOS OSCUROS ORIGENES DE LA CIVILIZACION EGIPCIA

Según la tradición egipcia los primeros reyes de Egipto no fueron hombres, sino dioses. Al principio de los tiempos, cuando los dioses descendieron sobre la Tierra, la encontraron cubierta por el fango y el agua. El principal de los dioses, al que los egipcios denominaron “Dios del Cielo y de la Tierra”, Ptah, fue el encargado de realizar grandes obras hidráulicas y de canalización, que lograron ganar terreno a las aguas. Ptah ubicó su residencia en la Isla Elefantina, cerca de la actual Asuán, y desde allí controló las crecidas del río Nilo, asentando las bases para la civilización.

Después de 9.000 años de reinado, el Dios Ptah cedió el gobierno de Egipto a su hijo Ra, que al igual que su padre llegó a la Tierra en una barca celestial. El reinado de Ra duró 1.000 años, y le continuaron en el trono cinco dioses más, Shu (700 años), Geb (500 años), Osiris (450 años), Seth (350 años) y Horus (300 años).
Esta Primera Dinastía de Dioses-Reyes rigió en un “Tiempo Primero” o “Zep-Tepi”, el antiguo Egipto durante 12.300 años, sucediendole una segunda dinastía con el Dios Thot a la cabeza que alcanzó una duración de 13.870 años. Posteriormente a estos dos periódos, el poder fue cedido a gobernantes semidivinos, mitad hombre mitad dioses, durante 3.650 años en los que se sucedieron, uno tras otro, treinta reyes.

En total fueron 17.520 años de poder y control de los dioses y semidioses, que finalizaron en un oscuro periodo de caos y anarquía, del que no existe la más mínima referencia, y que duró 350 años. Es en este momento cuando aparece la Primera Dinastía de gobernantes humanos, en la figura del faraón Narmer, primer gobernante reconocido oficialmente por la egiptología, pues el resto de lo anteriormente expuesto pertenece al mundo de la mitología y la fantasía. Es imposible, aseguran tajantemente los expertos, que, antes de la aparición de la I Dinastía o Periodo Tinita (3.100 a.C.-2.700 a. C.), pudieran existir durante un tiempo tan prolongado semejante número de gobernantes, eso sin mencionar su origen divino y extremada longevidad.
Pero los egipcios estaban muy seguros de sus orígenes y de su historia. El tiempo era algo que controlaban muy bien los antiguos egipcios, precisamente gracias a sus dioses quienes, según ellos, les enseñaron a dividir el año (renpet) en doce meses (abed), de treinta días cada uno y divididos en tres semanas (mellu) de diez días cada una. Este calendario alcanzaba 360 días, y era complementado con cinco días especiales (jeriu-renpet). El año estaba formado por tres estaciones que venían claramente determinadas por el río Nilo. La Primera Estación era la de la crecida del río (ajet), de mediados de junio a mediados de octubre. La seguía la Estación de la Germinación (peret) que finalizaba a mediados de febrero. Por último la Estación de la Cosecha (shemu).

Existían otros tipos de calendario, pero todos seguían una minuciosa y escrupulosa exactitud, transmitida generación tras generación. Con total seguridad, si un antiguo egipcio escuchara hoy en día que la cronología de los Dioses-Reyes que gobernaron Egipto mucho antes de Narmer, no es más que una fantasía, se llevaría un gran disgusto y un no menor enfado.
Hace 2.500 años, Heródoto escribía en su “Libro II de la Historia” que, en su visita a Egipto, los sacerdotes de Tebas le habían mostrado personalmente 341 estatuas, cada una de las cuales correspondía a una generación de sumos sacerdotes desde 11.340 años atrás en el tiempo. Le dijeron que las figuras representaban a hombres, pero que antes de esos hombres en Egipto reinaron los dioses, que habían convivido con los seres humanos. De todo ello guardaban datos muy precisos, ya que siempre, desde el principio de los tiempos, ésa había sido su misión.

Otro historiador griego, Diodoro, que visitó Egipto en el Siglo I d. C., también habló y aprendió de los sacerdotes egipcios sobre su historia y tradición. Al igual que Heródoto pudo escuchar de boca de los sacerdotes que los humanos reinaban en el Valle del Nilo desde hacía poco menos de 5.000 años. Uno de los primeros cronistas de la Iglesia Cristiana, Eusebio, logró recoger numerosas crónicas que hacían el mismo tipo de referencias que Heródoto y Diodoro. Pero tal vez ninguno como Manetón, sumo sacerdote y escribano egipcio, supiese acaparar en sus textos la increíble historia de Egipto.

Manetón fue contemporáneo del General de Alejandro Magno Ptolomeo, fundador de la Dinastía Ptolomeica (304-282 a. C.). Vivió en la Ciudad de Sebennitos y fue Gran Sacerdote en el Templo de Heliópolis, donde escribió los Tres Volúmenes de su Historia de Egipto, cuyos originales han desaparecido, y que conocemos en gran medida gracias al historiador griego Julio Africano, que recopiló numerosos fragmentos de su obra.
Manetón o Manetho (verdad de Thot), relataba en esta obra que los dioses reinaron sobre Egipto durante 13.900 años, y los semidioses que les continuaron otros 11.000 años más. Gracias a su clase sacerdotal, pudo acceder a numerosa información restringida que había sido recogída durante cientos y cientos de años. Según sus fuentes el primer Rey de Egipto fue Hefestos, quien inventó el fuego, le siguieron Cronos, Osiris, Tifón y Horus. Después, los “Shemsu-Hor” o seguidores de Horus, de origen semidivino, gobernaron durante 1.255 años. Les continuaron otros reyes por un periódo de 1.817 años. Otro periódo más de 1.790 años formado por treinta reyes que gobernaron en Menfis y 350 años más de otros diez soberanos que reinaron en Tanis. En total, sólo el reinado de los semidioses hasta la aparición de los reyes de la Época Dinástica Temprana, alcanzó 5.813 años, una auténtica patada a la historia y a la cronología establecida por la moderna egiptología.

Este mismo problema ha aparecido con las Listas de Reyes Sumerios, aparecidas en distintos textos como el W-B/144 ó W-B/62, donde se establecen fantásticos gobiernos de los dioses que se remontan a docenas de miles de años antes de lo establecido por la arqueología oficial. Aunque tal vez el caso más conocido por todos nosotros sea el de los Patriarcas Bíblicos, auténticas “máquinas de hacer años”, como los míticos Adán, Set, Enós, Cainán, Mahaleel, Jared, Enoc, Matusalén, Lamec, Noe, Sem, Arfaxad, etc, etc. La edad alcanzada por cualquiera de ellos, haría estremecer los presupuestos destinados a jubilaciones de la Seguridad Social.

A pesar del innegable esfuerzo de la arqueología por establecer una cronología “lógica” de los antiguos reinos e imperios, el prejuicio a la hora de establecer la existencia física de los dioses que todas las culturas establecen como los fundadores de la civilización en la Tierra, hacen imposible profundizar en una verdadera historia que continúa oculta a todos nosotros.

La cada vez más reconocida antigüedad de algunos de los monumentos que nos han llegado, como es el caso de la Esfinge de Giza y de la cual tratamos en otro de los apartados de este temario de paleoastronáutica, han hecho posible que algunos investigadores hayan reconsiderado el revisar las cronologías dogmáticas a lo largo de los dos últimos siglos. Por desgracia los máximos responsables continúan aferrados a una serie de intereses y al mantenimiento de un estatus que tratan de defender a toda costa.

CARLOS E. CASERO

Paleoastronaútica

EGIPTO: PUERTA A LA “ULTRATUMBA” DE 3500 AÑOS

Arqueólogos egipcios hallaron en Luxor, al sur del país africano, una imponente “puerta falsa” fabricada en granito rojo y que data de hace 3.500 años, informó hoy el ministro de Cultura de Egipto, Farouk Hosny.

Al parecer, la puerta, descubierta en las proximidades del Templo de Karnak, perteneció a la tumba de User, un alto funcionario durante el gobierno de la reina Hatchepsut (entre 1479 y 1458 antes de Cristo).

La pieza, que mide 1,5 metros de alto y 0,5 metros de ancho, está cubierta de sellos e inscripciones religiosas. Los antiguos egipcios creían que esas “puertas falsas” conducían al reino de los muertos.

En opinión de los autores del hallazgo, la puerta fue retirada de la tumba de User en los tiempos de los romanos.

RIANovosti

TUTANKAMÓN MURIÓ DE MALARIA Y UNA ENFERMEDAD ÓSEA

Una enfermedad ósea y la malaria crónica causaron la precoz muerte del famoso faraón egipcio Tutankamón a los 19 años, según sugiere un estudio del Consejo Supremo de Antigüedades en el Cairo (Egipto) que se publica en la revista Journal of the American Medical Association (JAMA).

Los investigadores han utilizado varios métodos científicos, incluyendo ADN de las momias reales, y han identificado también a miembros de la familia real, incluyendo al padre y la madre del gran rey egipcio.

Los investigadores descubrieron una acumulación de malformaciones en la familia de Tutankamón. Se diagnosticaron varias patologías, incluyendo un trastorno óseo denominado enfermedad de Kohler II en Tutankamón, aunque ninguna por si misma causó la muerte.

La evaluación genética de los genes específicos STEVOR, AMA1 o MSP1 del parásito de la malaria ‘Plasmodium falciparum’ revelaron indicaciones de malaria en 4 momias, incluyendo la de Tutankamón. Los resultados sugieren necrosis ósea avascular, un trastorno en el que existe un mal suministro sanguíneo a los huesos que lleva al debilitamiento o destrucción de un área ósea, junto con la infección de malaria como la causa más probable de la muerte de Tutankamón.

Los problemas para caminar y la malaria crónica de Tutankamón se apoyan en el descubrimiento de varas y una farmacia para la otra vida en su tumba. Los autores apuntan que una repentina fractura de su pierna, posiblemente por una caída, podría haber dado lugar a una afección letal cuando se produjo una infección por malaria.

La XVIII dinastía, entre 1550 y 1295 antes de nuestra era, del Reino Nuevo fue una de las más poderosas casas reales del antiguo Egipto e incluyó el reinado de Tutankamón, probablemente el más famoso de los faraones, aunque su mandato fue corto. Murió en el noveno año de su reinado, hacia el 1324 antes de nuestra era, a los 19 años.

Debido a su precoz muerte y a que no dejó herederos se han realizado múltiples especulaciones sobre las enfermedades que podrían haberse dado en su familia, así como sobre la causa de su muerte. Los artefactos descubiertos han mostrado que la realeza de esta época tenía una apariencia en algún sentido feminizada o andrógina. Esto ha sugerido la presencia de enfermedades como la ginecomastia, un desarrollo excesivo de las mamas en los varones resultado de un desequilibrio hormonal, el síndrome de Marfán y otros.

Urgente 24

HISTORIA DE LAS PIRÁMIDES DE EGIPTO-. José Manuel Parra Ortiz

histpiramegiplibroUno de los más importantes egiptólogos españoles, José Manuel Parra Ortiz, publica la segunda edición de esta Historia de las Pirámides, ampliada, revisada y ya convertida en obra de referencia. Es un divulgativo, sin escatimar rigor ni estudio exhaustivo que permite descubrir las claves de las fabulosas y características construcciones del país del Nilo. Mediante numerosas fotografías, planos e infografía el autor nos lleva a recorrer pasillos y cámaras que satisfarán la curiosidad de los interesados.