EXTRATERRESTRES EN 2020: ¿POR QUÉ NO?

Pancarta; ¡Abrazos, no mascarillas!
Sí, necesitan ayuda
Ilustraciones de Marie-Danielle Smith

MARIE-DANIELLE SMITH                En un año que ya ha visto incendios históricos, pandemias mortales, crisis económica y enjambres de langostas, no descartemos nada

¿Podría el 2020 sentirse más catastrófico? Hay una pandemia mortal y una crisis económica mundial. Nuevos enfrentamientos raciales han estallado en los Estados Unidos. En los primeros seis meses de este año, ¡este mismo año!, hubo incendios forestales en Australia, accidentes aéreos mortales en Pakistán e Irán, y juicios de destitución en América. Sin mencionar al Brexit. ¿Recuerdas el Brexit?

Sólo durante un período tan agitado como éste, una fuente de la oficina del Primer Ministro Justin Trudeau, en una conversación reciente, dijo que el gobierno canadiense tiene un plan para casi todas las eventualidades “excepto los extraterrestres”.

Tal vez eso te haga reír. Tal vez te sientes seguro pensando que estamos solos. Pero este año ya ha visto inundaciones, terremotos y nubes de langostas históricas. Un asteroide potencialmente apocalíptico se coló por el planeta en junio sin ser detectado y existe la posibilidad de que otro (más pequeño) se acerque en noviembre. Seguramente ya deberíamos haber aprendido a esperar lo inesperado. Entonces, ¿no es posible que este sea el año en que descubramos la vida extraterrestre o que ella nos descubra?

Incluso si es un asunto de risa para el gobierno canadiense, mi respuesta a esa pregunta es: Sí, por qué no. Como la revista Time postuló en marzo, la crisis de COVID-19 muestra que no estamos biológica, epidemiológica o emocionalmente preparados para los extraterrestres. Pero puede que no tengamos elección. Aquí hay siete formas super-obvias, ciertamente no inducidas por la ansiedad, en las que los alienígenas podrían aparecer este año:

La Luna tiene algo de chatarra decente

1. Viendo que las posibilidades de éxito de la humanidad como civilización avanzada se acercan a cero, nuestros observadores deciden abandonar el planeta o salvarlo.

Una solución popular a la paradoja de Fermi -el rompecabezas de por qué no hemos encontrado pruebas de vida extraterrestre a pesar de la probabilidad de que exista- es que los alienígenas simplemente no quieren que sepamos que nos están observando. En 1973, John Ball, un radioastrónomo del MIT, propuso lo que se conoce como la “hipótesis del zoológico“, que sugiere que la vida súper inteligente puede evitarnos para permitir el desarrollo o la protección de nuestra civilización primitiva. Al determinar que es probable que las sociedades se desmoronen antes de que logremos un vuelo espacial avanzado, a pesar del optimismo actual sobre la investigación espacial, podrían considerarnos un fracaso o -si tenemos mala suerte- decidir que la Tierra está bien dotada de recursos suficientes para rescatar partes.

La ONU está totalmente paralizada respecto a la señal alienígena

2. Varias agencias espaciales detectan una señal que emana de otra parte del universo. La comunidad internacional no puede ponerse de acuerdo sobre qué hacer.

Los científicos de la Tierra han teorizado la posibilidad de que podrían pasar hasta 1.500 años antes de que podamos esperar razonablemente que nuestras señales de radio sean recogidas por otros en la Vía Láctea. Basándonos en lo que hemos estado transmitiendo durante unos 80 años, menos del 1% de la galaxia ya habrá sido alcanzada, por lo que nuestros amigos pueden no saber aún que estamos aquí, y viceversa. Sin embargo, espera un poco más, y “puede que algún día nos alcancen”, dice el artículo de 2016. Pero supongamos que en vez de eso captamos su señal, como de un transmisor en el centro de la Vía Láctea sobre el que los científicos estaban teorizando en febrero. ¿Seguramente los gobiernos mundiales se unirían en una decisión existencial para nuestro planeta? Ja, ja, no, probablemente no. Rusia podría ir a por ello, a pesar de las advertencias de Stephen Hawking de que podríamos querer permanecer en silencio.

Es un absoluto engaño

3. Los extraterrestres encubiertos confiesan que han estado entre nosotros durante siglos, investigando eventos mundiales. Proporcionan pruebas, pero son ignorados como teóricos de la conspiración.

Potencia la “hipótesis del zoológico” e imagina que los investigadores son enviados desde los cielos para observarnos de cerca. Pueden ser indetectables. Pueden cometer errores ocasionalmente, lo que podría explicar los OVNIs. Pero digamos que un alienígena rebelde decide que ahora es un buen momento para revelarnos el secreto. El alienígena usa la radio o Internet para intentar avanzar una comunicación benevolente, o, si es humanoide, da una conferencia de prensa y ofrece que se le haga una prueba de ADN. Incluso puede realizar hazañas físicas impensables. QAnon se aprovecha de esto. El ser es cotejado en Twitter y descartado como un mago y un engaño. Se da por vencido con nosotros.

¡Eh, chicos!
CNN Verificación de datos

4. Antes de las elecciones presidenciales de noviembre, el presidente Donald Trump desclasifica documentos ultra secretos que prueban la existencia de vida extraterrestre.

El autor y científico David Brin ha escrito, sobre la teoría de que los extraterrestres estén en contacto secreto con los gobiernos, que: “la aversión a una idea, simplemente por su larga asociación con chiflados, da a los chiflados demasiada influencia”. El Pentágono ya publicó tres videos de OVNIS en abril, alimentando todo tipo de teorías de conspiración. Así que vamos a considerar por un segundo que, en algún momento y no necesariamente en Roswell, el gobierno de EE.UU. encontró evidencia de extraterrestres, o incluso se comunicó con ellos. Si usted fuera Donald Trump, enfrentando una desventaja electoral y buscando una razón para distraer al público o retrasar las elecciones, ¿qué haría con esa información?

Quiero decir que no los llamaría “inteligentes”

5. Rompiendo la primera directiva, una autoridad intergaláctica inicia el contacto para salvarnos de nosotros mismos, ofreciendo medicina, tecnología y pertenencia al superestado.

Quizá conozca a Jean-Luc Picard. Un capitán de su estilo podría decidir que la civilización de la Tierra es lo suficientemente madura para entrar en el redil, o que se destruirá a sí misma si no es por la intervención de un ser más civilizado, rompiendo así la “primera directiva” de no interferir con los planetas primitivos, un concepto que los abogados humanos han formulado recientemente y que sería casi imposible de aplicar de todos modos. Lo primero es ridículo. Lo segundo… bueno, mire, tal vez nos vendría bien algo de ayuda.

Uf… Supongo que “x AE A-12” fue un poco demasiado después de todo

6. Anhelando entender el universo, los exploradores de una galaxia lejana llegan a nuestro sistema solar buscando hacer amigos, pero después de estudiar la Tierra, lo pasan mal.

Vale, tiene que admitir que probablemente es arrogante por parte de la humanidad pensar que los extraterrestres se molesten en mirarnos. Podrían considerarnos poco inteligentes o no estar interesados, como ha postulado Neil DeGrasse Tyson. O podrían considerarnos peligrosos. No precisamente un grupo de amantes de la paz. Un E.T. ciertamente haría bien en pensarlo dos veces antes de anunciarse a los humanos cuyos pulgares están en los botones nucleares hoy en día.

7. Decidiendo que esta línea de tiempo es demasiado oscura, una gran inteligencia artificial determina terminar la simulación y comenzar de nuevo.

Una IA todopoderosa podría ser nuestro titiritero, como en The Matrix. En 2001, dos años después del estreno de esa película, el autor de ciencia ficción Stephen Baxter propuso la “teoría del planetario” para resolver la paradoja de Fermi. Sostiene que si no hemos oído hablar de los extraterrestres, es porque nuestro universo ha sido diseñado deliberadamente para parecer vacío de vida. En 2003, el filósofo Nick Bostrom desarrolló el argumento de la simulación. Elon Musk está a bordo. Si estamos en la caja de arena, los dioses o descendientes que están jugando con nosotros podrían concluir que las cosas se han vuelto demasiado fantásticas en el año 2020. Mejor reiniciar. O añadir algunos alienígenas simulados sólo por diversión.

MARIE-DANIELLE SMITH (24/7/2020)                             MACLEAN’S

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s